En Pocas Palabras nº 30 ¡Si Se puede! “RACISMO INSTITUCIONAL”

“Todos los manteros en cada sitio de España luchan contra lo mismo: el acoso, la persecución policial y la penalización de la manta”, explica Malick Gueye, portavoz del Sindicato de Manteros y Lateros de Madrid. “En una ciudad somos pocos. En Madrid 500, en Barcelona unos 600… pero si nos unimos para una lucha conjunta en todo el Estado nos pueden oír”. “La persecución en Barcelona y los golpes físicos que recibimos han disminuido. ¿Por qué? Algunos piensan que es gracias al nuevo gobierno, pero yo creo que es porque llegamos a organizarnos”, apunta Lamine Bathily, portavoz del Sindicato Popular de Vendedores Ambulantes de Barcelona, organización pionera en el Estado con menos de dos años de vida. (El contenido de este número esta tomado de EL SALTO/ Septiembre de 2017). Ser empobrecidos no significa no tener dignidad, pero para ello hay que organizarse y luchar. ¡Si se puede!SÍ SE PUEDE nº 30. Racismo institucional

Anuncios

Terrorismo de Estado: negocios económicos a costa de vidas humanas

Un paseo por el mundo nº 16

La postura habitual de los gobiernos occidentales consiste en mirar para otro lado y priorizar los intereses económicos en lugar de afrontar la preponderante contribución de los países wahabitas (corriente religiosa islamista) como Arabia Saudí y Qatar a la difusión del discurso de odio salafista (movimiento político-religioso fundamentalista sunitas) y su importancia en la legitimización de la violencia como método para imponer su visión rigorista del Islam. El principal objetivo es el negocio. Pero los países occidentales necesitan una coartada para defender ante la opinión pública sus relaciones comerciales, empresariales y políticas con la dictadura de los Saud (dinastía de la familia real de Arabia Saudí).

 

“¿Le preocupa a la industria farmacéutica la salud pública?”

El gasto público en recetas en 2015 fue de 10.106 millones de euros, casi 2% más que el año anterior, mientras que el gasto farmacéutico hospitalario fue de 6.668 millones, con un 26% de incremento. Este aumento vertiginoso se debe en parte a los casi 1.100 millones que se desembolsaron a la farmacéutica Gilead para tratar ese año a 60.000 pacientes con hepatitis C con el fármaco sofosbuvir, marca Sovaldi, que cuesta en nuestro país unos 13.000 euros por paciente (empezó en 43.000 €).

La trastienda de la democracia nº 28

“España adelante por la desigualdad” En Pocas Palabras

Desmontando Mentiras nº 26

Mientras el 80,4% del empresariado percibe todos los años en concepto de “beneficios” más del 40% del PIB, según la Contabilidad Nacional, y 1,7 millones de hogares acaparan la riqueza de España, hay 4,3 millones de hogares españoles que contiene a los sectores excluidos por el modelo económico-político-cultural vigente; 2,3 millones de empleos destruidos entre 2008 y 2016 según la Encuesta de Población Activa; 3,7 millones de contratos eventuales según la misma fuente, 2,2 millones en situación de “pobreza laboral” debido a sus bajísimos salarios según EUROSTAT.

En Pocas Palabras “Desigualdad salarial en España”

La crisis no ha tenido impacto en menos del 1% de los trabajadores españoles, que ingresan más que los 5 millones con ingresos más bajos. Un tercio de las personas trabajadoras en España viven bajo el umbral de la pobreza. El número de personas trabajadoras que cobran menos de 1.000 euros mensuales ha aumentado de forma continuada en los últimos ocho años, alcanzando en 2015 -año de la última estadística disponible- la proporción más alta desde que comenzó la crisis/estafa, con el 47% de las y los trabajadores (8.160.172 personas) con salarios por debajo del mileurismo. De no contar con otros ingresos familiares, casi 6 millones de personas trabajadoras (un 34,4%) podrían encontrarse en riesgo de pobreza, al percibir un sueldo por debajo del Salario Mínimo Interprofesional (648,60 €./mes/14 pagas año)En manos de quiénes estamos nº 30

En Pocas Palabras “NO HAY PLANeta B”

Nº 14. NO HAY PLANeta B

“El ser humano está en medio de toda la naturaleza, como un integrante de la misma y no como un ser dominador y explotador de las riquezas naturales” – Rodolfo Pocop Coroxon – Maya Kaqchiquel. La degradación ambiental y el calentamiento global no es un asunto secundario entre los temas de mayor impacto dentro de la política internacional. Todo lo contrario, representa un llamado de atención sobre el peligro de acabar con los pocos recursos de supervivencia disponibles para la humanidad experimentando a la vez un deterioro creciente de su calidad de vida. Los distintos ecosistemas comienzan a mostrar los efectos de una administración humana deficiente, codiciosa y agresiva contra la vida en los mares y en los continentes, al construir un sistema depredador cuya única finalidad es la acumulación de riqueza para un puñado de naciones industrializadas y sus compañías multinacionales.